La música de “Oraingo doinu zaharrak”

Hemos utilizado aquellas músicas que habitualmente forman parte del corpus musical de una jornada festiva, dianas, pasacalles y valses de Gigantes, algunas piezas de romería, y otras de concierto. Todas ellas ligadas a la tradición musical de Bizkaia, y que han formado parte de los repertorios tanto de txistularis, como son Rogaciano Arzuaga, sobrino de “Txango” (ambos txistularis de Bilbao, en los siglos XIX y principios del XX), Carlos Bergaretxe, tamborilero de Durango, Manolo Landaluce, … así como de repertorios de gaiteros vizcaínos, tales como Francisco Monasterio “El Drogas”, o Juan Bilbao.

La inclusión de músicas del repertorio de Julián Romano viene justificada, por la presencia de los “Romano” en Bizkaia. Ya para el año 1894 los “afámados gaiteros de Estella” (como en alguna ocasión se presentan en sus ofrecimientos para tocar en fiestas la dulzaina) amenizan con su música las fiestas de Bilbao en 1894.

El hecho de que el 23 de Agosto de 1894 “a las doce de la mañana la banda de música juntamente con los DULZAINEROS DE ESTELLA ejecutarán varias piezas de música escritas para ambos”, nos hace intuir que fueron Demetrio Romano en compañía de Anselmo Elizaga, quienes tocaron junto a la banda de Bilbao. También participan estos en las fiestas de Portugalete 1896.

Más tardíamente, Demetrio, junto a otros miembros de la saga, Godofredo, Julian … se ofrecen para tocar en las de Lekeitio en 1907, 191 1, 1912 y 1914, pero con la irrupción en el mercado vizcaino de otras dos parejas de “afamados gaiteros-dulzaineros estelleses”, surgen sus más y sus menos.

La presencia de gaiteros foráneos en Bizkaia, viene de muy antiguo. Así aparece en las cuentas de la Cofradía del Santísimo Sacramento de San Antón: “Año 1676. Iten 3.861 Rs que costo la danza que se hiço traer de Nabarra, los 3.200 Rs que se dieron a los ocho danzantes y gaytero y los 661 Rs que costaron las libras de Bayeta, gamuzas y çapatos y medias, guarnición y echuras de ellos” … Además de estos acuden habitualmente durante muchos años danzantes acompañados de gaiteros de Alfaro, Pamplona, Logroño, Tudela, Valencia, “Afio 1686. 1800 Rs a toda costo y por bestidos se dieron a la danza y gaitero que se pidio y vino de Valencia”.

Por una curiosa carta, con fecha 5 de Agosto de 1882, firmada por Pio Las Nabas, gaitero de Pamplona, tenemos constancia de su presencia en Bilbao en el año 1871 (se les pagó 125 duros). En las fiestas de  1882 su concurso fue denegado tal y como indica la contestación del Ayuntamiento.

A finales del XIX, los hermanos Altube, Sebero y Benigno, tocan e incluso llegan a ganar un premio en un concurso de dulzaineros celebrado en Bermeo. También gaiteros procedentes de Mondragón al igual que los anteriores, son muy apreciados en Balmaseda y otras localidades. Durante todo el siglo XX, es muy notoria la presencia de los gaiteros de Estella, Elizaga, Perez, y en alguna ocasión Jesús Martinez, “Jimeleo” gaitero de Laguardia. Acuden para amenizar las fiestas o acompañar danzantes.

Son escasos los datos que hacen referencia a los gaiteros de Bizkaia. El primer gaitero del que tenemos constancia fue Gregorio Perez, de Lanestosa, (Encartaciones). Más adelante en Bilbao en unos papeles sobre un curioso ” … pleito de un hecho ocurrido en Carnavales” en 1729, será Tomás Crayn Mayster.

Con posterioridad en las cuentas de la Cofradía del Santísimo Sacramento, figura el pago de “veinte y nuebe Rs vn entregados a Caranbolla por una dulzaina con sus pitas para Bustrin ”, junto a otro de “48 Rs 1’11 entregados a Bustrin para las comidas durante la octava”. Posteriormente aparecerá este Bustrin en años posteriores en cuentas de Durango y Xemein tocando también la dulzaina además del txistu.

En el año 1756, con motivo de las fiestas de bendición de la nueva iglesia de San Nicolas de Bari, aparecen los siguientes datos: “salieron de paseo la tarasca , los gigantes y los enanos acompañados de la banda de tamborileros y dulzaineros que recorrieron todas las calles”.

Durante el siglo XIX son diversas las apariciones de gaiteros en Bizkaia, destacando fundamentalmente en las Fiestas Euskaras, Markina 1883, Durango 1886, Gernika 1888, participó un dulzainero de Aulestia y en 1896 en Bilbao, participaron tres parejas de Mondragón, Viana y Burgos.

En el siglo XX, aparte de los datos históricos y de la transmisión oral, hemos llegado a conocer algunos de ellos y sus músicas, podemos reseñar brevemente un par de cuestiones. Se han extendido por todo Bizkaia, (Domingo Arza de Gordexola, Manuel Quintana “Taranina”, de Lanestosa, Lukas de Burzeña, Arrati, Ibarretxe, e Isidro Montalban, en El Regato, Esteban Susunaga y Felipe Maruri, en Zamudio, Basilio Etxebarria de Zeaunuri, Juan Aiesta de Bedia, Patxi Bilbao de Bargondia, Juan Bilbao de Mañaria, Zelaia de Markina, Pio Maruri de Aulestia, Txaparro de Maume, Julian Azurmendi de Abadiano, Francisco Monasterio “El Drogas” en la Peña-Bilbao, … y así una larga lista.) Han hecho música “de oido” y han participado de forma más o menos regular en las fiestas y romerías de Bizkaia, conviviendo con otros instrumentos e instrumentistas (albokaris, soi­nujoleak, txistularis, bandas de música, gramolas … ) que les han enriquecido en sus conocimientos y a los que a su vez ellos también han aportado algo. Su repertorio ha estado marcado por el entorno que han conocido y han creado un estilo, basado en músicas tradicionales, jotas porrusaldas, marchas, … y otras como pasodobles, tangos, etc.

“Oraingo doinu zaharrak” musika tradizionalaren gainean

“Oraingo Doinu Zaharrak” diska Bizkaiko Gaiteroek musika tradizionalaren gainean eta, zehatzago, mihi bikoitzaren garapenaren alde egindako lanaren adibide da. Gainera, Ondalan Erraldoien Konpartsak Erraldoien inguruko zenbait musika graba genezan luzatu proposamenari erantzuna ere bada. Arrazoi biak bide, musikaren gaineko geure ideiak agertu gura izan ditugu CD honetan.

Festa eta ospakizunetako musika-korpusa bete ohi duten musikak hautatu ditugu: dianak, Erraldoientzako kalejira eta balsak, erromeria piezak baita kontzerturako obrak ere. Guztiak ere bizkaitar musika tradizioari atxekiak. “Txango” eta iloba Rogaciano Arsuaga (Bilboko txistulari XIXgarren mendearen hondarretan eta XXgarrenaren ataritan), Durangoko tanboriteru Carlos Bergaretxe, Manolo Landaluce eta beste txistularien errepertorioetatik jasoak batzuk. Besteak ostera, bizkaitar gaiteroei jasoak; Francisco Monasterio “Drogas” ala Juan Bilbaori entzunak.

Bestalde, Julian Romanaren errepertorioa eransteak Romanotarrek Bizkaian usu jo izana du arrazoi. Jadanik 1894ean Bilboko jaiak alaituko zituzten, “afamados gaiteros de Estella” legez, beste zenbait jaietan jotzeko ere halaxe aurkeztu izan zutelarik euren burua.

Idazki zahar batek zera agertzen du 1894ko Abuztuaren 23az: “a las doce de la mañana, la banda de música juntamente con los DULZAINEROS DE ESTELLA ejecutarán varias piezas de música escritas para ambos”. Datu honexek bultzatzen gaitu musika bandarekin batera aritutako gaiteroak Demetrio Romano eta Anselmo Elizaga izan zitezkeela pentsatzera. Portugaleteko jaietan ere jo izan zutela lizarratarrok ( 1896an).

Dagoeneko beluago, Demetrio eta senide (Godofredo, Julian eta beste) Lekeitioko festetan jotzeko aurkeztu zuten euren burua 1907, 1911, 1912 eta 1914an. Baina bizkaitar merkatura beste gaitero bikote bi lotzeaz bat (hauek ere “afamados gaiteros­dulzaineros- estelleses” legez), ikamikarik ere sortuko zen.

Bizkaian gaitero arrotzak izatea oso antzinatik dator. Halandaxe, San Antongo Sakramentu Santuen naidiko kontu liburuak dakarrenez: “Año 1676. Iten

·361 Rs que costo la danza que se hiço traer de Nabarra, los 3200 Rs que se dieron a los ocho danzantes y gaytero y los 661 Rs que costaron las libras de Bayeta, gamuzas y çapatos y medias, guarnición y echuras de ellos” … Horrez gain, urteetan etortzen izan ziren Alfara, Iruñea, Logroño, Tutera eta Valentziako dantzariak gaiteroa lagun: “Año 1686.

1800 Rs a toda costa y por bestidos se dieron a la danza y gaitero que se pidio y vino de Valencia”.

Era berean, bada Iruñeko gaiteroen presentziarik ere. Izan ere, 1 882ko Abuztuaren 5eko data duen izkribu bitxian, zera azaltzen du Pio Las Nabasek: 1871 urtean Bilbon izan zela jotzen eta 125 ogerleko ordaindu zitzaizkiela. Bide batez, esan dagigun 1882ko jaietan jotzeko eskatu eta ezetz erantzun ziola Bilboko Udalak.

XIXgarrcn mendearen hondarretan, Sebero eta Benigno Altube anaiak ere ibili izan ziren jotzen, eta Bermeon ospatu dultzainero lehiaketan sari bat irabaztera ere ailegatu ziren. Arrasatetik etorritako gaiteroak gutiziatuak izan ziren Balmaseda eta beste udalerritan. XXgarren mende osoan zehar, ugariak dira Lizarrako gaitero Elizaga eta Perezen agerraldiak, baita Laguardiako Jesús Martinez “Jimeleo” gaiteroarenak edota dantzariak laguntzeko hurbilduko dira gurera.

Bizkaitar gaiteroei buruzko lehen aztarnak 1729koak dira  “…pleito de un hecho ocurrido en Carnavales …” aitatutako lehenbiziko gaiteroa Tomás Crayn Mayster delako bat izanik.

Denboran aurrerago, Sakramentu Santuaren Anaidiko kontuen ordainketa bi dakarte: “veinte y nuebe Rs vn entregados a Caranbolla por una dulzaina con sus pitas para Bustrin” eta “48 Rs vn entregados a Bustrin para comidas durante la octava”. Durango eta Xemein udalerrietako kontuetan ere agertuko zaigu Bustrin, dultzainaz gain txistua ere jo izanagatik.

Markina-Xemein

1756an Bariko San Nicolas eliza berriaren bedeinkapena dela eta, ondoko datuak ospakizun haren erakusle: “salieron de paseo la tarasca, los gigantes y los enanos, acompaiiados de la banda de tamborileros y dulzaineros que recorrieron todas las calles”.

XIXgarren mendean zehar ere izan zen gaiterorik Bizkaian. Aulestiko dultzainero batek Lore Joko ugaritan jo zuen: Markinan 1883an, Durangon 1886an eta Gernikan 1888an. Gainera, 1896an Bilbon ospatu Lore Jokoetan, Arrasate, Biana eta Burgoskoek ere hartu zuten parte.

Bilbon Areatzan.

Joan berri den XXgarren mendeko gaitero klasikoak eta euren musika zuzenago edo hurbilago ezagutu ahal izan ditugu: Gordexolako Domingo Arza, Lanestosako Manu Quintana “Taranina”, Burtzeñako Lucas, El Regatoko Arrati, Ibarretxe eta Isidro Montalban, Zamudioko Esteban Susunaga eta Felipe Maruri, Zeanuriko Basilio Etxebarria, Bediako Juan Aiesta, Magunako Txaparro, Abadinoko Julian Azurmendi, Abusu-Bilboko Francisco Monasterio “Drogas” eta abar Bizkaia osotik ibili ziren. Musika “belarriz” jasoak eta joaz. Erromeriaz erromeria. Albokari, soinujole, panderojole, txistulari, musika­banda baita gramolaren musikatik ikasiz, eta era berean haiei erakutsiz, etengabeko elkarreraginean. Inguruneak errepertorio berezia sortzera bultzatu zituen, tradiziozko jota, porrusalda eta martxei hain gure ez diren pasodobleak, tangoak eta abar ere erantsiz.

-Iturria: Gaminde Terraza, Jon, 2001. “Oraingo doinu zaharrak”. Dossier 2002 Ondalan. 14-18 orr.